Facebook Twitter Google +1     Admin

Comisión de seguimiento de la construcción de la futura EDAR de Foz...

Hace unos días se reunió, convocada por su Presidente, el Alcalde, la Comisión de Seguimiento de la Construcción de la EDAR de Foz. El motivo era la presentación de la empresa que elaborará el Anteproyecto  e informar de la situación. Desde el año 2009 vengo sosteniendo, ante los portavoces municipales de los partidos políticos, que este tipo de Comisiones no solo no son útiles para trabajar, a aquellos que estarían dispuesto a hacerlo, sino que, por el contrario, impiden aquel trabajo, que, por cierto, en asuntos como este, es bien necesario para asegurarse un proyecto idóneo a las necesidades del saneamiento y depuración de Foz, en precario desde siempre, y buen ejemplo de la necesidad de participación local al objeto de evitar errores pasados y tan repetidos en la mayoría de ocasiones, cuando de este tipo de infraestructuras se trata.

Lo acontecido en la reunión referida al comienzo, me vino a dar la razón. Los partícipes que son legos absolutos, en este tema, se dedican a enmerdar el acto y con ello impedir el trabajo racional. Cuando nosotros nos opusimos al proyecto del año 2008, lo hicimos con racionalidad, debatiendo con los políticos que defendían el proyecto, que son algunos de los que ahora lo atacan, y con los técnicos redactores, pero,  sin alzar la voz, sin intentar pasar por encima de las normas, y ciñéndonos exclusivamente al anteproyecto, excepto cuando éramos atacados personalmente, como ahora, que entonces sí, contestábamos con contundencia aunque sin insultos.

Siempre me ha interesado descifrar por qué, entre toda la gente que mentimos, que somos la mayoría cualificada, los que más se prodigan en ello son gentes identificadas con una determinada ideología política. Es pasmoso; parece que no saben fundamentar ninguna idea sin recurrir a la mentira, a la falacia, a sofismas. Al alboroto. En esta ocasión no fue una excepción. En el caso de uno de esos intervinientes, el Presidente de la Comisión tuvo que expulsar de la sala a quien, al tomar la palabra, lo hizo para leer un manifiesto contra otros presentes. Ninguna idea para coadyuvar a perfeccionar el Sistema Público de Saneamiento y Depuración de Foz, que era el objetivo. La mentira, la difamación, el alboroto.

En el caso de otro de los intervinientes, igualmente identificado con la misma ideología política, después de soltar una estruendosa mentira, criticó la intervención de otro presente, que se esforzaba por aclarar que, el anteproyecto de una EDAR (y muchos otros, de más y menos envergadura, desde la promulgación de la Ley 21/2013, de 9 de diciembre, de Evaluación Ambiental, que en su art. 1, dice:

Artículo 1 Objeto y finalidad

1. Esta ley establece las bases que deben regir la evaluación ambiental de los planes, programas y proyectos que puedan tener efectos significativos sobre el medio ambiente, garantizando en todo el territorio del Estado un elevado nivel de protección ambiental, con el fin de promover un desarrollo sostenible, mediante:

a) La integración de los aspectos medioambientales en la elaboración y en la adopción, aprobación o autorización de los planes, programas y proyectos;

b) el análisis y la selección de las alternativas que resulten ambientalmente viables;

c) el establecimiento de las medidas que permitan prevenir, corregir y, en su caso, compensar los efectos adversos sobre el medio ambiente;

d) el establecimiento de las medidas de vigilancia, seguimiento y sanción necesarias para cumplir con las finalidades de esta ley.

2. Asimismo, esta ley establece los principios que informarán el procedimiento de evaluación ambiental de los planes, programas y proyectos que puedan tener efectos significativos sobre el medio ambiente, así como el régimen de cooperación entre la Administración General del Estado y las comunidades autónomas a través de la Conferencia Sectorial de Medio Ambiente. ) deben incluír un análisis medioambiental más o menos profundo, según lo estipula la propia Ley, en consonancia con  la cualificación medioambiental de la zona donde se prevea desarrollar la infraestructura y la magnitud de esta, como reza el punto a) del art. 1 transcrito. ¿Por qué se esforzaba el actuante en dejar claro esa circunstancia? Para evitar que, como se estaba planteando,  la necesidad de este tipo de análisis, pudiera producir un retraso en el tiempo tasado, seis meses, para redactar el anteproyecto. Pues bien, al lego absoluto en este tema, no le pareció bien esta intervención, porque, según él, le hacía perder el tiempo. Y esto lo decía, después de aclarar al auditorio, que la actual EDAR, da problemas porque no se empleó el suficiente dinero en su construcción, ya que él, decía, conoce ciudades que tienen depuradoras en el medio y no presentan problemas; él mismo, vivió 10 años al lado de una depuradora, en una zona de París, y solo supo que había allí tal estructura, cuando regresaba a España, después de esos 10 años. Me resultaba tan imposible el hecho que relataba, que cuando llegué a casa abrí el ordenador para interesarme por el saneamiento y depuración de París, y claro, hallé que París tiene una depuradora, al aire libre, en sus proximidades , al lado del Sena, que trata todos los residuos de París y su perímetro. El lego, además de lego, es mentiroso. Es lego, porque, quizá, vivió al lado de una EBAR, de los varios que hay en las líneas de saneamiento camino de la depuradora de París, pero un EBAR, no es un EDAR. El EBAR, es  una Estación de Bombeo de Aguas Residuales, y, una EDAR, es una Estación de Depuración de Aguas Residuales. No saben y les molesta que otros intenten saber o sepan.

 

 

 



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris